Las medidas de distanciamiento social, así como la merma en la cantidad de pacientes buscando servicios de salud mental presenciales durante la emergencia por el COVID-19, han motivado a que sobre 98 psicólogos se trasladen a la telesalud, según contabilizó la Asociación de Psicología de Puerto Rico.

Las datos fueron recopilados por medio de un directorio que la Asociación confecciona en estos momentos, aclaró su presidenta, Kalitza Baerga Santini. 

“La mayoría de los psicólogos están ofreciendo telesalud” en Puerto Rico, expresó la presidente de la asociación en entrevista con Es Mental. “Muy pocos se han quedado en sus oficinas, y los que lo han hecho, se han quedado con muy pocos pacientes”.

El flujo de pacientes buscando ayuda mental y emocional a través de los servicios de telesalud ha incrementado, acotó la presidenta de la Asociación.

Sin embargo, la transición a la telesalud ha sido un reto para muchos psicólogos, relató Baerga Santini. En las pasadas semanas, los psicólogos que no conocían sobre el tema,  se han capacitado a través de cursos en línea.

La telesalud les permite a los psicólogos que utilicen herramientas digitales como cuestionarios para evaluar a sus pacientes, explicó la presidenta de la Asociación.

En su caso, la psicóloga consejera y escolar, Sandra Colón Méndez, enfatizó que, desde que comenzó la cuarentena, solo ha atendido a sus pacientes con condiciones previas o  con problemas mentales ocasionados por las medidas de distanciamiento social implementadas por causa del COVID-19. 

“Lo otro que no hago es darles psicoterapia a niños preescolares porque no pueden controlar el uso de la computadora, laptop o ipad para su propósito”, dijo. Esta tampoco aconsejó que estos tomen terapias con sus padres debido a que “se puede viciar”. 

La decisión la tomó debido a que su prioridad ha sido ajustar la telesalud a la ética, las guías y todas las leyes que regulan la psicología, mencionó la psicóloga consejera.

No obstante, para mantener a los progenitores o cuidadores legales de sus pacientes informados sobre el curso del tratamiento se ha inclinado por grabar cápsulas informativas. En las pequeñas grabaciones, la psicóloga consejera recomienda cuáles terapias o tareas el paciente debe seguir acorde a su tratamiento.

Uno de los mayores retos que conlleva ofrecer servicios mentales y emocionales es salvaguardar la privacidad de los pacientes, explicó la psicóloga clínica, Carmen Gómez Milián. Entre las plataformas que utilizan los psicólogos para tales propósitos, se encuentran tanto “Zoom for Healthcare” –programa especializado para proveedores de telesalud– como “Docusign” –empresa de gestión de acuerdos electrónicas–.

“Esa seguridad se la doy yo antes de comenzar una relación vía telefónica o virtualmente”, explicó la psicóloga clínica. “Siempre hay que discutir todos estos pormenores porque [en telesalud] nos obligan a utilizar un consentimiento como si fuese una visita a una oficina”. 

La Junta Examinadora de Psicólogos de Puerto Rico informó a través de un comunicado de prensa que los psicólogos no podían ofrecer sus servicios por medio de redes como Facebook Live, Tik Tok o Twitch. Igualmente, Gómez Milián notificó que pueden utilizarse llamadas telefónicas para atender a pacientes que no tengan acceso a videoconferencias, siempre y cuando se les advierta sobre los posibles riesgos de privacidad. 

La psicóloga clínica y presidenta de Grupo SEPI, Amarilis Ramos Rivera, por ejemplo, lanzó una línea de apoyo que es exclusiva y gratis para todos aquellos profesionales de la salud que llamen al 787-454-1257. La línea se encuentra abierta los siete días de la semana y ofrecerá servicios de salud mental hasta que la pandemia concluya. 

La presidenta de Grupo SEPI explicó que el objetivo de la línea es impactar al paciente en no más de 24 horas. Por eso, cuentan con una administradora que redirige la llamada a cualquiera de los 12 profesionales que se encuentre disponible para atender al paciente. 

“Esta ha sido la manera de mantenernos activos en nuestra profesión independientemente de que cobremos o no”, expresó Ramos Rivera. “No hay manera de que económicamente esto te satisfaga más que el trabajo que realizamos por el personal de salud”. 

El estudiante doctoral de psicología, Pablo E. Quintana González, también diseñó un directorio en línea en el portal “Tertulia de Psicología” para los psicólogos que se han trasladado a la telesalud. Este cuenta con 29 psicólogos que se encuentran enlistados según su especialidad, población que atienden y planes médicos que aceptan. El listado también provee sus correos electrónicos y sus números de teléfono. 

El estudiante doctoral instó a que todo psicólogo que desee inscribirse al directorio sólo debe enviarle un correo electrónico con todos sus datos a tertuliadepsicologiapr@gmail.com

“Estamos abiertos para todo profesional [de la salud] que desee participar”, concluyó Quintana González. “Esto es para la población que tanto lo necesita en estos momentos”.