La demencia con cuerpos de Lewy es una de las causas más comunes de demencia en personas mayores, estableció un informe del Instituto Nacional de Trastornos Neurológicos y Accidentes Cerebrovasculares. De manera similar, la Organización de la Clínica Mayo describió al fenómeno como el tipo de demencia progresivo más común luego del Alzheimer.

Según el catedrático del Departamento de Neurología del Recinto de Ciencias Médicas de la Universidad de Puerto Rico, Christian Schenk Aldahondo, la demencia con cuerpos de Lewy se pudiese considerar una mezcla entre Alzheimer y Parkinson.

Estableció que, en comparación al Alzheimer, la memoria no queda tan afectada y la parte viso espacial, donde se procesan las imágenes en el cerebro, se ve más afectada. Indicó que también, en el caso de la demencia con cuerpos de Lewy, hay una fluctuación de síntomas, es decir, no siempre se presentan con la misma intensidad.

Por otro lado, explicó que se presentan síntomas motores o los llamados “parkinsonianos”. Especificó que estas manifestaciones no son tan comunes como en el Parkinson, pero sí ocurren.

Mientras, el mismo informe del Instituto define a esta demencia como el depósito excesivo de proteínas, conocidas como cuerpos de Lewy. De acuerdo con el ente, estas proteínas se desarrollan en las células nerviosas de las regiones cerebrales que se encargan del pensamiento, la memoria y el movimiento.

¿Cómo identificar a la demencia con cuerpos de Lewy?

Por su parte, Schenk Aldahondo estableció que un síntoma que puede ayudar a detectar el fenómeno en las etapas iniciales o tempranas son las dificultades al dormir.

Explicó que un factor común entre los pacientes es el trastorno del comportamiento del sueño, lo que pudiese implicar que la persona actúe físicamente sus sueños. Hizo hincapié en que este síntoma puede surgir hasta diez años antes de la manifestación del fenómeno en el cuerpo del paciente.

“Pudiesen gritar, patear y tirar puños mientras duermen”, especificó el experto.

Alucinaciones visuales, desórdenes de movimientos y pobre regulación de las funciones corporales fueron otros síntomas mencionados por Schenk Aldahondo.

Añadió que estos pacientes se predisponen a caídas, pues no tienen el mismo balance que personas sin el diagnóstico.

Mientras, el psiquiatra Victor Lladó Díaz alertó que la demencia con cuerpos de Lewy podía provocar depresión y problemas cognitivos.

Por su parte, la Clínica Mayo subrayó que la persona puede sufrir de apatía, lo que pudiese empeorar su salud. Añadió que la persona puede tener episodios de somnolencia, largos periodos de mirar al espacio, siestas prolongadas o dar discursos no organizados.

Enfatizó que las personas de 60 años o más son aquellas que están en mayor riesgo de tener demencia con cuerpos de Lewy. Especificó que los hombres son más susceptibles a tener este tipo de demencia.

Las controversias que arropan el diagnóstico

Sin embargo, Schenk Aldahondo como el Lladó Díaz acertaron que se conoce muy poco sobre este fenómeno, aspecto que dificulta el diagnóstico.

Por su parte, el neurólogo advirtió que aún no se sabe la raíz del desarrollo de los cuerpos de Lewy en el cerebro de una persona.

Explicó que una persona puede tener atrofia en el cerebro por ser mayor de edad, demencia, demencia con cuerpos de Lewy, demencia provocada por Parkinson, Alzheimer o una mezcla de todo.

Indicó que en Puerto Rico no se dispone de la tecnología para poder identificar con precisión cuál de todos los anteriores pudiese tener la persona. Por esto, especificó que diagnosticar a una persona con una de estas enfermedades toma un tiempo prolongado y que en este periodo de examinación muchos profesionales de la salud fallan.

De hecho, confirmó que, en muchos casos, no es hasta que la persona está en las etapas más avanzadas de la enfermedad o condición que se dan cuenta de que fue mal diagnosticado.

Determinó que la variabilidad dentro de los síntomas de estas condiciones es tan vasta que se vuelve aún más complicado identificar a cada una.

Por otro lado, confirmó que, al comparar al paciente con sus ancestros o demás familiares, se facilita el proceso de diagnosticar a la persona.

Aunque dijo que los tratamientos de estas enfermedades y condiciones son similares al de demencia con cuerpos de Lewy, de ser mal diagnosticada la persona, corren el riesgo de ser recetados un medicamento que agrave las alucinaciones visuales que la persona está manifestando.

No obstante, aceptó que un gran porcentaje de los pacientes de demencia con cuerpos de Lewy tienen Alzheimer.

A pesar de que aún no hay cura para la demencia con cuerpos de Lewy, de acuerdo con el Instituto, los tratamientos más favorables para ella son la fisioterapia, terapia ocupacional, terapia del habla, consejería de salud mental y terapia musical o artística.

Mientras, la Clínica Mayo recomienda ofrecer medicamentos al paciente para los demás síntomas que implica esta demencia como los problemas de sueño, espasmos musculares, y problemas de movimiento, entre otros.